El Gobierno finge demencia

PAULINO CÁRDENAS

El Gobierno dizque no sabe por qué perdió el PRI. Peña Nieto comisionó a Miguel Ángel Osorio Chong para hacerle al Sherlock Holmes y saber quiénes fueron los culpables de la desastrosa derrota de ese partido en las elecciones del domingo 5 de junio. No quieren voltearse a ver en el espejo. El Gobierno finge demencia y no tarda en echarle la culpa ‘al Estado’. Fue Fuenteovejuna dirán.

En el fragmento de un video que anda dando vueltas en las redes sociales está parte de las causas. En él se ve a Enrique Peña Nieto, siendo candidato a la Presidencia en 2012, en una entrevista en Tercer Grado, declarando que Javier Duarte, César Duarte y Roberto Borge eran parte del “nuevo PRI”. Ese video que localizó y relanzó el portal ‘Mientras Tanto en México’ se ha viralizado en las redes sociales. Todos saben que por ellos el PRI perdió en Veracruz, Chihuahua y Quintana Roo.

En ese programa, que conducía el vicepresidente de Televisa Leopoldo Gómez, el entonces candidato mexiquense se refería a esos gobernadores -Javier Duarte de Ochoa, César Duarte Jáquez y Roberto Borge Angulo-, como “parte de una generación nueva” que representaban al “nuevo PRI”. !!Ooorale!!

A cuatro años de distancia de aquellas declaraciones del mandatario federal priísta, los gobernantes mencionados hoy por hoy están implicados en actos de corrupción y en muchas irregularidades que les han sido detectadas por la Auditoría Superior local de cada una de sus entidades, además de que sus sucesores han dicho que pugnarán por hacerles juicios y de ser necesario que paguen con cárcel sus fechorías.

Se habla de que esos tres priístas podrían ir a la cárcel por ladrones y por hacer negocios personales con fondos públicos, federales y estatales. De ello, ni una palabra han dicho ni Peña Nieto, ni Osorio Chong, ni Aurelio Nuño a quien le habían encargado Veracruz, ni tampoco Manlio Fabio Beltrones, que son los que dizque andan en busca de hallar culpables de la fenomenal derrota del PRI en siete entidades.

El secretario de Gobernación dijo en Querétaro que la administración federal priísta debe evaluar las derrotas de su partido y cotejar los resultados con las acciones de gobierno. Añadió que si bien a cada partido le corresponde hacer su tarea en ese sentido, también le toca hacerlo al gobierno que fue postulado por uno de ellos, el Revolucionario Institucional.

Señaló en rueda de prensa que una de las tareas es ver “los alcances de los resultados, el cómo se han venido haciendo las cosas”. Algunos interpretaron esa declaración como que se empiezan a oír pasos en la azotea en la sede del PRI en donde hasta ahora despacha el sonorense Manlio Fabio Beltrones.

Esta administración, señaló Osorio Chong, debe analizar cómo se han venido haciendo las cosas. Al inicio del encuentro con los periodistas en Querétaro aseveró que el análisis poselectoral correspondía a los “mandos” del PRI. Sin embargo, señaló que al gobierno federal también le toca hacer su parte.

El funcionario sabe, igual que su jefe y que todos los mexicanos, que la derrota del domingo 5 de su partido en siete de las 12 entidades en donde hubo cambio de gobernador, fue porque el PRI ha sido generador de mandatarios corruptos y el gobierno federal ha solapado esa serie de indecencias.

Como los dos Duarte y como Borge hay muchos más gobernadores emanados del PRI que se han dedicado a robar y aprovecharse del cargo para hacer negocios personales o vincularse con los capos de de la droga y del crimen organizado como ha sucedido en Tamaulipas. La gente ya está harta de eso abusos de poder.

Si a ello se le aúna los desastrosos resultados en materia económica que mantiene al país estancado en casi todos sus rubros, responsabilidad a cargo de Luis Videgaray, y una inseguridad que no para en el país sino al contrario, crece y se multiplica, a cargo de Miguel Ángel Osorio Chong, entonces no hay por qué darle vueltas al asunto ni andarle buscando chiches a las hormigas y buscándole tres pies al gato sabiendo que tiene cuatro.

Otra razón es la deuda que tiene del gobierno de Peña Nieto con los padres de los 43 normalistas de aclarar ese crimen de lesa humanidad que fue su desaparición forzada por elementos de seguridad publica estatales y la expulsión, por miedo a que descubrieran la verdad, del grupo de expertos del GIEI que echó abajo la “verdad histórica” del ex procurador Jesús Murillo Karam.

Siguen además sin aclarar otra masacres en las que se han visto involucrado elementos del Ejército y la Marina, como los casos de Tlatlaya, Apatzingan y Tanhuato entre otros hechos de sangre producto de ejecuciones extrajudiciales, así como el hallazgo de decenas de restos humanos en fosas ilegales como la de Tetelcingo, Morelos que el gobierno ha visto con indolencia.

Hay otras más que se han hallado en Veracruz y Guerrero, y en otras entidades del país, aunque oficialmente la PGR habla de 201 fosas en donde han encontrado centenares de retos humanos, alrededor de 662 restos según su cifras. Obviamente debe haber muchas más fosas clandestinas y muchos más restos enterrados en esas fosas ilegales.

Y están vigentes los casos como el de la Casa Blanca, y los negociazos del Grupo Higa y de OHL que han sabido corresponder con creces a quienes les proveen de contratos multimillonarios, todo lo cual es parte del por qué de esas derrotas priístas en siete entidades federativas, las cuales sin duda continuarán el año que viene en el Estado de México, Coahuila y Nayarit, y en el 2018 cuando haya que elegir sucesor para Los Pinos.

Por cierto, Agustín Basave, dirigente del PRD declaró que si el PAN quiere ir con ellos en coalición para el 2018, el candidato no deberá ser panista. Y menos Margarita Zavala. Aunque muchos no lo creen, si el PAN sigue sintiéndose superior a cualquiera, el PRD pudiera ir en alianza con Morena a ver quién le gana a López Obrador esta vez. Mientras tanto, Osorio Chong, como Diógenes, anda con su lámpara buscando a los culpables de la debacle priísta. ¿Dará un día con ellos?

paulinocardenas.wordpress.com

@Paulinocomenta

 

Anuncios

Comentarios desactivados en El Gobierno finge demencia

Archivado bajo El Gobierno finge demencia

Los comentarios están cerrados.